El Movido Mes de Alejandra Urrutia

Acaba de conducir una multitudinaria presentación de la Segunda Sinfonía de Mahler en la Estación Mapocho y desde esta semana estará a cargo del Festival de música en Portillo, un evento que impulsa y organiza desde hace dos años.

 Música y educación son dos pasiones preponderantes en Alejandra Urrutia y que por estos días despliega con emocionantes resultados en nuestro país. El martes 7 de enero a tablero vuelto en la Estación Mapocho, dirigió el llamado Gran Concierto por la Hermandad 2020. Si el año pasado el reto fue la Novena de Beethoven, en esta oportunidad fue el turno de la Segunda Sinfonía ‘Resurrección’, de Mahler donde —junto a Paula Elgueta— condujo a más de 130 músicos, 300 coristas y dos solistas.

La directora titular de la Orquesta de Cámara del Municipal de Santiago no para. El pasado lunes abrió la segunda edición del Festival Internacional de Música Portillo, que nuevamente tendrá como sede el hotel del centro de ski ubicado a dos horas de Santiago. Al igual que en su primera versión, se seleccionaron 52 músicos latinoamericanos, entre 18 y 30 años, quienes tendrán la posibilidad de interactuar con profesores e intérpretes de primera línea, y participar en diversos conciertos de cámara abiertos al público.

Nivel excepcional

‘El festival incluye una academia, siguiendo mi experiencia en Estados Unidos. Tuve la fortuna de vivir en Aspen y ahí participé en este tipo de encuentros durantes tres veranos. Lo que ocurre en estos festivales es fenomenal’, adelanta Alejandra Urrutia, y añade que esta instancia, que permite que jóvenes talentos se formen en la ejecución de la música de cámara, ‘es una experiencia que les cambiará la vida. En Portillo darán conciertos y capacitaciones a estos chicos los miembros del American String Quartet y profesores de las orquestas más importantes de Latinoamérica; entre otros, la flautista Beatrice Ovalle y el oboísta Federico Curti. Mi apuesta es tener una academia de nivel excepcional’, dice la directora artística de esta cita que cuenta con el apoyo de Ski Portillo.

Leer nota completa de El Mercurio en el siguiente link